¿Qué me conviene hacer con mi APV si me voy a pensionar?

¿Qué me conviene hacer con mi APV si me voy a pensionar?

Si te vas a pensionar, son múltiples las opciones que tienes para usar tus APV: ya sea para mejorar la propia pensión, para retirarlos como Excedente de Libre Disposición (ELD), para asegurar mejor en el futuro a tu familia o para aprovechar ventajas tributarias si los tienes en una póliza de seguros. Veamos en detalle…

1) PARA MEJORAR LA PROPIA PENSIÓN: haciendo APV aumentas tus recursos previsionales mejorando tu pensión a la hora de jubilar. Ésta paga impuestos a la renta cuando la retiras, salvo si el APV lo hiciste acogiéndote a la Bonificación Estatal al Ahorro.

2) COMO RETIRO DE EXCEDENTE DE LIBRE DISPOSICIÓN (ELD): si cuentas con los recursos suficientes para financiar una pensión igual al 70% del promedio de tus remuneraciones imponibles de los últimos 10 años, todo lo que te sobre, podrás retirarlo como Excedente de Libre Disposición. Los APV permiten alcanzar más fácilmente ese nivel y, por lo tanto, si has efectuado este tipo de ahorros, lo más probable es que logres tener ELD.

Estos recursos, podrás retirarlos pagando los impuestos a la renta correspondientes. Sin embargo, si has hecho APV con más de 48 meses de antigüedad, podrás retirar ELD como renta exenta, por un máximo de 800 UTM anuales o de 1.200 UTM, si retiras de a 200 UTM por 6 años.

¿Qué es la Renta Exenta?
No necesariamente es una renta libre de impuestos, porque se suma a otros ingresos afectos a impuestos que puedas tener, para determinar la tasa de impuestos que se te va a aplicar. Una vez determinada esa tasa, ésta se aplicará a los otros ingresos, pero no a los ingresos provenientes del excedente.

3) PARA MEJORAR PENSIÓN DE SOBREVIVENCIA: si falleces y no te has pensionado aún o lo hiciste en Retiro Programado (con una AFP), los APV no utilizados, constituirán Pensión de Sobrevivencia para tus beneficiarios (por ej. cónyuge e hijos menores de 24 años, si están estudiando). Si te pensionaste en Renta Vitalicia, traspasando tus APV a una Compañía de Seguros, existirá una Pensión de Sobrevivencia para tus beneficiarios de pensión. Los APV acogidos a la Bonificación Estatal al Ahorro, no se deberán considerar renta para efectos tributarios, porque no pagarán impuesto.

4) COMO HERENCIA: si no te has pensionado o lo hiciste en Retiro Programado (AFP), falleces y no tienes beneficiarios de pensión, tus APV serán herencia. Estos recursos no pagarán impuesto a la herencia si son menores a 4.000 UF.

Si te pensionaste en Renta Vitalicia (Compañía de Seguros), solo habrán Pensiones de Sobrevivencia, pero NO herencia. Esto, porque al tomar la Renta Vitalicia, pierdes la propiedad de tus fondos.

Si tomaste una Renta Vitalicia no Simple, sino que Garantizada, los recursos que hayas ahorrado no se perderán si mueres tempranamente y no los puedes ocupar como Pensión de Sobrevivencia ¿Cómo es esto? Al contratar la Renta Vitalicia, según tú lo decidas, se establecerá un número de años garantizados, en que si mueres tempranamente, se pagará la pensión a quienes tú hayas dejado como beneficiarios designados en tu póliza de seguros.

APV BAJO UNA PÓLIZA DE SEGUROS

Tus APV que estén bajo pólizas de seguros, en caso de muerte, serán entregados como una indemnización (pago único) a tus beneficiarios de pensión.

Todo el APV realizado bajo una póliza antes del 17 de diciembre del 2011, se pagará como una indemnización exenta (sin pago de impuestos). Los realizados con posterioridad a esa fecha, aunque estén en la misma póliza, pagarán un impuesto del 15%.

Es importante tener presente lo anterior para evaluar la conveniencia de seguir aportando APV a una póliza de seguros. Si quieres retirar estos APV, la compañía tendrá la obligación de entregarte los más antiguos primero, es decir, entregarte justamente los que tienen el beneficio indemnizatorio libre de impuestos.